NOTICIAS

El blog de Riegos de Levante

CIEN AÑOS DE RIEGOS DE LEVANTE

ene 14, 2020 | ACTIVIDADES, EL HONDO, ESPACIOS NATURALES

 

Riegos de Levante cumple cien años y lo hemos celebrado recientemente con un gran acto institucional. Representantes políticos y sociales acompañaron a la gran familia que es la Comunidad General de Regantes al encuentro celebrado en nuestra sede y que sirvió para aunar la voluntad de todos abogando por la necesidad de mayores esfuerzos para dotar de agua al sur de la comunidad

El presidente de Riegos de Levante, Javier Berenguer, resaltó la importancia de esa unidad de todos para encontrar soluciones para los regantes. Destacó el duro trabajo y esfuerzo de los regantes y aunque cien años de historia dan para mucho y parece que podría estar todo inventado pero “nada más lejos de la realidad; para conseguir esto, nuestros agricultores siguen invirtiendo día a día en nuevos métodos de optimización de cultivos, con grandes desembolsos económicos que se realizan con la ilusión de los que creen en lo que hacen, y apostando con ello por un futuro que legar a las generaciones venideras“.
Para Berenguer “El dinamismo de este sector es claro y creciente. Sólo necesitamos una Administración Pública que nos apoye. Es cierto, y todos somos conscientes de ello, que las condiciones ambientales actuales son cambiantes y apuntan a graves perjuicios para nuestra subsistencia a medio plazo. Sin embargo la solución a las situaciones que se puedan plantear no debe venir ni de ignorar a nuestro sector ni de reprimir su actividad”.

El discurso más emotivo vino de la mano de Francisco López García. Un joven agricultor de 20 años que ha continuado con la profesión que le enseñó su familia y que ha conocido muy de cerca desde que era pequeño. 

Intervención de Francisco López García
Buenos días a todos:
Mi nombre es Francisco López García. Tengo 20 años y soy agricultor.
Es fácil nombrar con una sola palabra mi oficio. Lo difícil es explicar lo que esto supone.
Digo que para mí es fácil porque sin que nadie haya dedicado ni un minuto de su tiempo a explicarme lo que supone ser agricultor, desde que tengo uso de razón he visto y he vivido los sacrificios y la dedicación incondicional hacia la tierra de todos los que, como mi familia, se dedican a trabajarla y a quererla.
Nos levantamos y nos acostamos pensando en nuestra tierra, y a diferencia de otros trabajos, cuando nos vamos a casa después de un día de duro trabajo, no desconectamos de nuestras obligaciones sino que nos permitimos simplemente un descanso para recuperar fuerzas y poder continuar de nuevo al día siguiente con nuestra labor.
Nuestro trabajo no conoce de horarios, ni de días de la semana. Sólo conoce de estaciones del año, de frío y de calor y de lluvias o sequías. Nuestro trabajo lo marcan las largas temporadas hasta recoger los frutos pero cuando finalizan las campañas, recibimos un premio mucho mayor que la cosecha en sí: recibimos el agradecimiento de nuestra tierra por el trabajo bien hecho.
Y esto es lo que diferencia este trabajo de cualquier otro. No se puede entender a los agricultores sin la tierra, ni a la tierra sin los agricultores. Escuchamos y estudiamos día a día las necesidades de nuestros árboles y de nuestras hortalizas. Observamos cómo crecen y vemos los cuidados que tenemos que darles. No hay descanso hasta que nuestra tierra descansa.
Sé que hoy asisten a nuestra Comunidad muchos responsables del mundo de la agricultura. Para mí no es fácil hablar en público, y menos ante gente desconocida pero soy agricultor y creo que nuestra voz también tenía que oírse hoy. Yo he recibido de mis padres y de mis abuelos la herencia de un medio de vida al que respeto y quiero pero sé que va a exigir de mí dedicación, esfuerzo y abnegación. Yo estoy dispuesto a ello.
Mis palabras de hoy también representan y hacen visibles a muchos más jóvenes que como yo queremos dedicar nuestra vida a la agricultura, y esperamos poder hacer de ella un medio de vida digno y del que nos sintamos orgullosos. Estamos dispuestos a pelear, a luchar y a innovar, como ya lo han hecho tantas y tantas generaciones antes que nosotros. Sólo esperamos poder contar con vuestro respeto y apoyo para que no nos sintamos defraudados ni defraudemos a todos los que han confiado en nosotros su bien más preciado: nuestra tierra.
Quiero aprovechar para agradecer a mi familia, a mis padres y a mis abuelos, el respeto y el cariño que me han infundido por esta vida. Espero y confío poder pasar este testigo a mis hijos el día de mañana y tengo la ilusión de poder entregarles orgulloso el resultado de mi esfuerzo.
Muchas gracias a todos

 


¿QUIERES VISITARNOS?
CENTRO DE INFORMACIÓN
PARQUE NATURAL EL HONSO

966 678 515


Pincha sobre la imagen de la portada del libro para ver pdf

enlaces relacionados

RIEGOS DE LEVANTE
COMPROMETIDOS CON
LOS ESPACIOS NATURALES.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies